Morena propone candado a revocación de mandato para evitar reelección

Comparte en tus redes sociales...

Damián Zepeda Vidales, senador del PAN, señaló que el tema de revocación de mandato no debe ser facultad de las cámaras del Congreso o de una persona

El presidente de la Comisión de Puntos Constitucionales del Senado, Oscar Eduardo Ramírez Aguilar, señaló que en el tema de revocación de mandato, la bancada de Morena plantea que ese  instrumento de poder ciudadano tenga un candado que impida la reelección.

“Debe ser una herramienta que sirva a los mexicanos para tomar decisiones en aquello que pueda perjudicar su desenvolvimiento cotidiano”, explicó al participar en el foro “Diálogos sobre una posible reforma electoral”.

A ese foro también asistió el senador del Partido Acción Nacional (PAN), Damián Zepeda Vidales, quien señaló que el tema de revocación de mandato no debe ser facultad de las cámaras del Congreso o de una persona, pues generaría politización de la figura.

“Decidir si se quiere que se queden o no debería ser facultad única de quienes los eligieron”, señaló.

En el acto, realizado en la Sala Regional Monterrey del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), Ramírez Aguilar reconoció que el Sistema Electoral mexicano es eficaz, pues permitió el triunfo de un partido de izquierda en el país.

Añadió que lo anterior no hubiera ocurrido “sin un organismo autónomo y ciudadano que permitiera un proceso limpio y transparente”, y aclaró que aunque el gobierno impulsa una política de austeridad, de ninguna manera pretende dañar la autonomía de organismo alguno.

Ramírez Aguilar coincidió con el senador Damián Zepeda en el sentido de que la mayor parte de los recursos públicos que se destinan a los procesos electorales son para financiar a partidos políticos, gasto que es excesivo y que carece de rendición de cuentas clara.

Por eso se debe reorientar el ejercicio presupuestal de los partidos sin dañar el de las instituciones electorales, y enfatizó que la disminución a las prerrogativas sólo se debe aplicar a los partidos, no a los órganos y procesos electorales.

Mientras que Zepeda Vidales se pronunció en favor de una reforma electoral que incluya la reducción de 50 por ciento a los ingresos públicos de los partidos políticos, con la posibilidad de establecer reglas claras y topes de campaña para que el sector privado participe en el financiamiento de las mismas.

Aseveró que fijar candados de participación y fiscalización adecuados para los partidos políticos ayudará a reducir el costo de las elecciones que actualmente dependen de recursos públicos. El costo de las mismas es de casi nueve mil millones de pesos al año, para financiamiento local y federal.

Con información de Notimex

Entradas relacionadas