Organizaciones ciudadanas presentan propuestas de seguridad

La Coparmex a través de sus centros empresariales, incluido San Luis Potosí, y en conjunto con organizaciones de la sociedad civil, dieron a conocer la propuesta de seguridad con la que buscan reducir la pérdida de confianza en las instituciones y fortalecer el tejido social.

El presidente de Coparmex San Luis Potosí, Jaime Chalita Zarur, participó en la reunión celebrada en la Ciudad de México, en donde fueron convocados los representantes de los centros empresariales del país, para conocer esta propuesta de seguridad.

Además de Coparmex, participaron la Barra Mexicana de Abogados, El Observatorio Nacional Ciudadano, México S.O.S y Alto Al Secuestro.

El empresario potosino detalló que se presentaron cinco puntos dentro de la propuesta para fortalecer el tema de la seguridad a nivel nacional.

“Se propuso reestructurar la Comisión Nacional de Seguridad hacia un organismo descentralizado con mayores facultades operativas, expedir la Ley General de Seguridad Privada, apoyar el Dictamen Ciudadano para la creación de una nueva Fiscalía General de la República que sea independiente y funcional”, indicó Jaime Chalita Zarur.

Agregó que también se solicitó la aprobación de la iniciativa del Mando Mixto Policial, así como la aprobación de la Ley de Seguridad Interior.

Al dar a conocer la propuesta de reestructuración de la Comisión Nacional de Seguridad, se puntualizó que ésta tendría por objeto fortalecer el andamiaje institucional y normativo de la institución, comprende además la descentralización de las funciones en materia de seguridad.

El presidente de Coparmex San Luis Potosí consideró que es fundamental expedir la Ley de General Seguridad Privada, ante la creciente demanda del servicio privado de seguridad ha surgido la necesidad de contar con una regulación clara, precisa, que homologue los requerimientos para la obtención de los permisos en materia de seguridad privada.

Jaime Chalita Zarur recordó que en la última década, México ha experimentado un avance sin precedentes en sus niveles de violencia y delincuencia que afecta gravemente a toda la sociedad.

Datos de la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública (ENVIPE), que emite el INEGI, señalan que durante el 2016 en todo el país se cometieron 31.1 millones de delitos con un costo para los ciudadanos de 229.1 miles de millones de pesos, equivalente al 1.1% del PIB, es decir un promedio de 5 mil 647 pesos por persona afectada.

Los delitos de mayor frecuencia señalados por los ciudadanos son: robo o asalto en la calle o transporte público, extorsión, fraude, robo total o parcial del vehículo.

Entradas relacionadas